Alfredo, quien vivió los horrores del terremoto en México en 1985, no quiere repetir esa historia, pero su esposa y sus dos hijas están agotadas con un sinfín de preparativos que sacude sus vidas diariamente.

Los hechos son claros: el miedo a un terremoto, especialmente si se vive en Los Ángeles, es normal. Estar preparados ante una posible furia de la naturaleza también es razonable. ¿Por qué entonces esta familia está que colapsa? Los detalles son increíbles.

 

   DEMANDANTES: "ALARMAS SUENAN A TODA HORA" (MIRA EL VIDEO)

   DEMANDADO: "ES POR EL BIEN DE TODOS" (MIRA EL VIDEO)
 
   DICTAMEN DE LA DOCTORA POLO: (MIRA EL VIDEO)
 
 
Gracias por consultar este "caso cerrado" de la doctora Polo. ¿Qué opinas del fallo final? Coméntalo a continuación de estas líneas. Comparte tu opinión con el resto de las personas que son de tu misma ciudad, de tu misma comunidad.
 
Consulta más casos cerrados