El cáncer de mama afecta a millones de mujeres alrededor del mundo, por ello, se realizan diversos esfuerzos para reunir fondos que permitan apoyar a quienes requieren tratamiento, ayudar en la investigación del padecimiento y contribuir a la detección temprana del mismo. En los Estados Unidos, tienen lugar cientos de caminatas dedicadas a esta causa y participar en ellas, es una gran forma de unirte a la batalla. 

La Sociedad Americana contra Cáncer (ACS, por sus siglas en inglés), cuenta con una iniciativa que consiste en más de 270 caminatas a lo largo de EEUU durante todo el año. Conocidas como Making Strides, se enfocan en la recaudación de recursos, y son una oportunidad de actuar para combatir el cáncer de seno que, de acuerdo con la institución, padecen 1 de cada 8 mujeres en los Estados Unidos.

Según la ACS hay más de 2.5 millones de sobrevivientes de cáncer de seno en el país, y las caminatas de Making Strides son también una forma de honrar a estas combatientes.

¿En qué consisten las caminatas?

Son carreras de 3 a 5 millas que se realizan en diferentes fechas y locaciones. Puedes participar de manera individual, integrarte a un equipo o formar el tuyo, con el fin de reunir un donativo. Si bien, no existe un monto mínimo, lo ideal es hacer el esfuerzo para poder donar $100 dólares o incluso, fijar metas más altas para contribuir en la lucha contra el cáncer de mama.

En el sitio de Making Strides, puedes encontrar las carreras, ciudades y fechas donde se llevan a cabo, y consultar los trámites de inscripción y las herramientas de apoyo disponibles para equipos y corredores.

¿Quiénes pueden participar?

Todo el mundo, desde ejecutivos hasta niños. Así que tu equipo puede estar integrado por amigos, familiares, vecinos y colegas, que quieran sumarse a la causa. Las compañías y negocios también pueden contribuir mediante patrocinios de equipos o corredores. Además, ser voluntario en las carreras, es otra forma de unirte a la iniciativa.

Recuerda que al llevar un estilo de vida saludable, mantenerte en el peso adecuado, realizar actividad física de manera regular, practicar la autoexploración y acudir a revisiones clínicas periódicas, pones tu granito de arena para reducir el riesgo de padecer cáncer de mama,
una enfermedad que en promedio toma la vida de una de cada 36 mujeres en los Estados Unidos (ACS).

Fuentes: Sociedad Americana contra el Cáncer y Making Strides