El presidente Barack Obama sostuvo el jueves en Miami que su mayor fracaso ha sido no lograr una reforma integral del sistema de inmigración, como prometió durante su campaña para llegar al poder en el 2008, pero aseguró que seguirá trabajando para conseguirla.

Obama felicitó por otra parte al presidente mexicano Felipe Calderón "por su valor de enfrentarse a los cárteles" de la droga, y aseguró que Estados Unidos seguirá trabajando con el mandatario electo de ese país vecino, Enrique Peña Nieto, en la lucha contra el narcotráfico.

Durante su visita a Miami Obama encontró el tiempo para ir a un restaurante de hamburguesas. Mira aquí cómo sació su hambre.

"Mi fallo más grande es que no se ha logrado una reforma integral de inmigración, pero vamos a seguir trabajando", expresó Obama en una entrevista con Univisión.

Manifestó asimismo que cuando efectuó su promesa electoral, no imaginó que la oposición republicana bloquearía sus proyectos de reforma migratoria.

"Confieso que no lo esperaba y por lo tanto sí asumo la responsabilidad de ser un poco ingenuo", dijo el presidente.

"Yo apoyaba la reforma de inmigración, pero los republicanos me dieron la espalda", sostuvo, y añadió que "no he conseguido que se realizara todo lo que quería y por eso es que me estoy postulando a un segundo mandato, porque todavía tenemos trabajo que hacer".

La entrevista con Obama tuvo lugar un día después de que el candidato republicano a la presidencia Mitt Romney hiciera lo mismo.

Ambos candidatos aterrizaron en la Florida en busca de conquistar votantes hispanos, un segmento crucial del electorado en vista de lo reñido de esta contienda presidencial.

Las dos campañas se focalizan en los electores latinos a menos de siete semanas de los comicios presidenciales de noviembre.

Si quieres saber más acerca de cómo participar en estas elecciones y de su significado, hazlo en esta página web: Vota por tu Futuro.

Algunos analistas consideran que la Florida es esencial para los candidatos debido a la cantidad de votos electorales (29) que representa. Al igual que Carolina del Norte, Nuevo México y Colorado, entre otros, es un estado que puede inclinarse en uno u otro sentido.

De acuerdo con las encuestas, Obama mantiene una ventaja de cerca de 35 puntos porcentuales sobre Romney entre los electores hispanos, un apoyo similar al que obtuvo de la minoría étnica de más rápido crecimiento en el país en los comicios que lo llevaron al poder en 2008.

Las entrevistas a Obama y Romney se realizaron en el estadio cubierto BankUnited de la Universidad de Miami, en Coral Gables.

Al llegar al sitio caminando, Obama fue recibido de pie y con aplausos por el numeroso público presente, en su mayoría estudiantes universitarios. Había también políticos y activistas demócratas locales, al igual que algunos invitados especiales.

A las 5:30 Obama voló de Miami para Tampa, para cumplir obligaciones electorales.