MIAMI - Alberto Sierra, esposo de Gladys machado, quien se entregó voluntariamente a la Policía para declarar en el caso de su muerte y la de sus dos hijas este miércoles, abandonó voluntariamente la sede de la Policía de Miami-Dade, dijeron las autoridades.

Hasta el momento, no se le han levantado cargos ni ha sido nombrado como sospechoso en el caso de la muerte de machado y sus hijas.

Gladys Machado, de 29 años, y sus dos hijas, de 4 y 8 años, fueron encontradas muertas este martes por la noche dentro de un clóset.

Registros públicos indican que Sierra, de 28 años, tenía un historial delictivo que incluye un arresto por violencia doméstica contra Gladys hace dos años.

Michael Padrino, el padre biológico de los pequeños, había pedido a un juez del Condado Miami-Dade que le otorgara la custodia exclusiva de Julia, Daniela, y Michael, según publicó el diario El Nuevo Herald.

El pequeño de 6 años que estaba con su bisabuela cuando ocurrió el asesinato.

Según el diario, Padrino hizo la petición en octubre del 2011 después de que Julia llegara a su escuela con señales de una mordida en un brazo. La pequeña le dijo a su maestra que Sierra -- quien se había casado con su madre tres días antes -- la había mordido.

“Yo creo que sus vidas están en peligro”, dijo Padrino, en su petición escrita a mano. “Estoy rogando por la misericordia de esta corte a que me ayuden a mí y a mis hijos”.

Sin embargo, según informa el diariel juez Scott Bernstein negó la petición, debido a que trabajadores del Departamento de Niños y Familias (DCF) habían retornado los niños a la custodia de Machado, tras haberlos separado brevemente.

El hallazgo ocurrió en 7310 NW 4th Street, informó la Policía de Miami-Dade.

Una vecina que tenía acceso a la casa, ingresó el martes alredededor de las 2:30 PM cuando percibió un olor extraño, fue a la habitación y entró al clóset donde se encontró los tres cadáveres, explicó la policía.

El padre de las niñas llegó al lugar de los hechos, pero no hizo declaraciones.

Olga Espinoza, amiga de Machado, dijo que era una persona muy especial, amistosa, extrovertida y bonita.

Las causas y la manera de la muerte de la madre y de las dos niñas está siendo determinada.