La guardia costera sigue buscando en el golfo de México un velero de 25 pies, en el que supuestamente se encuentran dos niños secuestrados la semana pasada, luego de que sus padres perdieron una batalla legal.

La Policía del Condado Hillsborough dice que Joshua Michael Hakken entró el miércoles temprano en la casa de su suegra en el norte de Tampa. La amarró y huyó con sus hijos Cole, de 4 años, y Chace, de 2 años.

Las autoridades buscan una embarcación que Hakken compró recientemente. Se describe como con un toldo Bimini azul, una vela blanca y un casco azul con la palabra “Salty” y una pata pintada de blanco en ambas partes, con una franja blanca cerca de la línea de agua. Hay posiblemente un salvavidas amarillo con forma de herradura en la cubierta.

Las imagenes de una cámara de seguridad del puerto muestran cuando el padre y la madre de los niños abordaron el velero con los menores.

Un Alerta Ambar para los niños se emitió en la Florida, Louisiana y otros estados.