El Partido Republicano tiene mucho trabajo por delante para ganarse al votante hispano, ya que no salió muy bien parado en una encuesta que se hizo a este sector sobre su opinión de los conservadores.

Según la encuesta, elaborada por el Public Religion Research Institute, los hispanos tienen el doble de probabilidad de expresar opiniones negativas sobre el Partido Republicano que sobre el Partido Demócrata y son tres veces menos propensos a decir que el Partido Republicano se preocupa por gente como ellos.

Ante este negativo panorama, "los republicanos tienen serios problemas entre los hispanos con respecto a su plataforma política y a las asociaciones negativas con el Partido”, dijo el Dr. Robert P. Jones, CEO de Public Religion Research Institute (PRRI) .

La encuesta, que se hizo a 1,563 hispanos de todo el país, señala que un 50% de los votantes se considera demócrata, mientras que solo un 15% dice ser republicano.

Las respuestas de la encuesta fueron negativas cuando se trataba de contestar sobre los republicanos en un 48% de las ocasiones, mientras que los demócratas se llevaron un 35% de respuestas positivas sobre su gestión.

En cuanto al tema crucial de la reforma, los encuestados revelaron un fuerte apoyo a la misma. Un 53% dijo que se trata de un tema crítico con el que el país tiene que lidiar mientras que un 67% dijo que se debería permitir convertir a los ilegales en ciudadanos, siempre y cuando cumplan ciertos requisitos.